Miki lector, Miki escritor


   

–        Hola Miki, siempre te encuentro leyendo o escribiendo – Dijo el Cuervo acercándose a Miki.

–        Es verdad Cuervo, es lo que más me gusta hacer – Respondió Miki.

–         Pero se supone que eres un Bufón, lo tuyo es actuar, no escribir ¿Cuándo actúas? – Inquirió el Cuervo.

–         Actúo mientras vivo. Mis bufonadas son mi vida – y añadió – Lo de leer y escribir es algo mas íntimo, mas personal –

–         No tan íntimo puesto que lo publicas – Le amonestó el Cuervo.

–         El hecho de publicarlo no le resta intimidad. La escritura, al menos en mi caso, es un acto solitario, introvertido. Que luego se haga público o no depende de muchas cosas. De hecho llevo años escribiendo y he dado a conocer muy poco de lo escrito. – Se explicó Miki.

–         Pienso que todo el que escribe lo hace con la idea de publicar. Es más, creo que la vanidad es uno de los componentes principales del escritor. Así que no me vengas con poses intimistas y reconoce que si no has publicado más es porque no has podido o no has sabido. – le respondió el Cuervo.

–         Como casi siempre simplificas – Miki hizo una breve pausa y continuó – Cada cual tiene sus motivos para hacer las cosas, en este caso para escribir, e incluso no siempre se escribe con los mismos motivos. Por tanto y por mucha que sea la vanidad, que no la niego, pero tampoco la confieso; unas cosas las quieres hacer públicas y otras no. –

–         Como siempre, hablas, hablas pero nunca dices nada. Que sí, que no, que a la Parrala le gusta el vino. En definitiva ¿Por qué lees o por qué escribes? – Preguntó el Cuervo con su malhumor habitual en las charlas con Miki.

–         ¿Qué por qué leo? Podría decir simplemente que porque me gusta, pero se que no te vas conformar con esa respuesta, así que intentaré explicártelo. A través de los libros llego a sitios donde nunca he estado, también recorro y reconozco lugares que ya he pisado y los veo desde otra perspectiva diferente. A través del libro conozco personajes increíbles, que han sido, que son, que serán, que nunca fueron, que tal vez sean, que jamás serán, ¿y sabes? En el momento de la lectura; son. En fin que puedo vivir con la imaginación mil vidas en mil lugares diferentes y de mil formas distintas. Y lo mas importante; lo hago yo sólo, hacia dentro, es un acto individual.

–         Bueno, bueno. No tan individual, mucha gente lee el mismo libro – dijo el Cuervo.

–         Cierto, pero cada lectura es única. Incluso cada relectura es única. El libro puede ser el mismo, pero el lector es diferente. La lectura se compone de dos partes, una pasiva; el libro y otra activa; el lector. Y es esta parte activa la que siempre es diferente. Eso es lo que hace que cada lectura sea única, irrepetible. – Aclaró Miki.

–         ¿Y por qué escribes? – Insistió el Cuervo.

–         Escribo porque pienso. – Se burló Miki.

–         Y vuelta la burra al trigo. Vuelves a no decir nada. Yo también pienso y no escribo.- Respondió el Cuervo.

–         Pienso, le doy vueltas a las cosas, las comento con mis amigos y cuando creo que he llegado a algún sitio, lo plasmo en el papel y me doy cuenta que sigo en el camino. Así que la escritura me sirve de hito kilométrico. En algún momento estuve ahí.- Añadió Miki.

–         Bueno, no te pongas transcendente que escribes muchas tonterías – Le reconvino el Cuervo.

–         Eso que tú llamas tonterías y que seguramente lo son, forma parte del camino. De todos modos, yo me refería a lo que escribo no a lo que tú lees.-

–         Yo leo lo que tú escribes. –

–         No, tú lees lo que interpretas que yo he escrito. Lo que escribo es mío sólo mientras lo escribo, una vez dado a conocer, ya es lo que cada cual interprete y ahí está la magia.- Le dijo Miki.

–         Bueno Miki, esto se está alargando y tengo cosas que hacer. Ya seguiremos esta charla en otro momento. – Se despidió el Cuervo.

–         Adiós Cuervo, como casi siempre un placer hablar contigo.- Se despidió Miki viendo al Cuervo emprender el vuelo.

19 responses to this post.

  1. “Tú lees lo que interpretas que yo he escrito” ………maencantau!!!

    Besacos!!

    Responder

  2. Puedes vivir mil vidas distintas, y lo que es mejor, sentir y ponerte en la piel de miles de personajes, comprender luego en la vida real formas de ser y actuar que si no, no entenderías, conocer lugares que nunca pisaste, leer es lo más parecido a la magia que conozco, y además cambiante, según en que momento de tuy vida leas un libro su significado varía, ya digo…pura magia.
    Besitos para mis chicos
    Miguel, permíteme: Moneyyyyyyy!!!!!!!!!! ¿que pasa chavala?

    Responder

    • Está usted en su casa y puede saludar a quien quiera. Además, con las intervenciones de Emy ya me voy acostumbrando 😀
      Y sí, la lectura es pura magia. Y la escritura también ¿qué te voy a contar?
      Un beso de tu rendido admirador, que lo es, Juan.

      Responder

      • Jaja, sí, ya sé la que lió con Alterio y contigo

        Responder

        • Inma y Miguel, ¡que os estoy leyendo!! 😛 claro que siguiendo la dinámica del post, lo que yo leo no tiene porque ser lo mismo que hayáis querido transmitir, aunque tengo la intuición de que sí!!

          Responder

          • Pues no me refería tanto a Alterio, que también, como a la que lió con Brisa, en la entrada de “El llanto adivinado (un juego)”. Pero siempre es bueno recibir visitas tan vitalistas.
            ¡Y encima al acecho! Lee e interpreta cuanto quieras, para eso estamos aquí.
            Besos para ambas dos, un montón, repartirlos sin recato, hay muchos 😀

            Responder

    • Inmaaa!!! Esperando ansiosa que me cuentes tu proyecto!!!

      Responder

  3. Para mí lo más parecido a la magia de los libros… por aquello que nombráis de que nos transportan a lugares desconocidos (o no), son los sueños. En ellos también puedo ser otra persona bien distinta y vivir experiencias irrepetibles…

    Muchos besitos a los dos… y a Alter también, jejej

    Responder

    • Es cierto, pero los sueños, al menos en mi caso, suelen ser más inconexos, más erráticos (he dicho erráticos, no eróticos). 😛
      Un beso.

      Responder

  4. Placentero leerte, pero que sepas que me has mareado… Cuanta razón tiene el cuervo! Un beso.

    Responder

  5. Me temo que los cuervos van a tener que pasar pronto a ser especie protegida, porque no todos tienen la paciencia de Miki.
    Un abrazo.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: