Software de seducción


La-Gran-Fortuna-o-Nmesis.jpg¿Qué a cuantas tías me he tirado? ¿Pero qué manera de hablar es esa? Me parece inaudito ese vocabulario. Ya, ya me imagino que no sabes lo que quiere decir inaudito. Pues usa el diccionario, que para algo está. En el caso de mi relación con las mujeres, prefiero hablar del juego de la seducción. ¿Con cuantas he jugado? Con algunas. Menos de las que me atribuyen. Para nada soy lo que se dice un seductor. No obstante, he de confesar que he libado de esas flores en más ocasiones de las que merecí. ¿Qué como sé cuando una mujer va a caer en mis redes? Vuelves al vocabulario vulgar y machista. No sé realmente cuando una mujer está dispuesta a jugar. Te lo explicaré con un símil actual, algo sobre mi profesión. Es como cuando intento diseñar un programa informático. Conozco los algoritmos  necesarios para resolver las situaciones, pero hasta que no lo pongo en funcionamiento, no sé realmente todas las situaciones que voy a tener que resolver. Pero lo más importante: el programa, por bien diseñado que esté, se puede colgar en cualquier momento por motivos ajenos a él. Y no siempre es válido el socorrido truco de reiniciar. La mujer es mucho más compleja que el más complejo de los programas informáticos y ahí radica su encanto. Eso sí, una vez que deciden jugar, hay que jugar la partida. Lo malo es que es muy difícil avanzar de pantalla y se te acaban pronto las vidas. Enseguida aparece el fatídico “game over”. De ahí que haya que volver a iniciar el proceso y por eso mi fama de… ¿Cómo lo dirías tú? ¡Ah sí! Mujeriego. ¿Cómo? ¿Qué está quedando cursi la entrevista? ¿Qué esperabas algo más de raza y testosterona en mis respuestas? Pues haberme preguntado por el fútbol. Ahí sí que me sale el macho ibérico a borbotones. Pero las mujeres, amigo mío, las mujeres son nuestra redención.

17 responses to this post.

  1. Posted by yeste lima on 30 noviembre, 2013 at 1:08

    La verdad es que has sido muy recatado hablando de mujeres….de la seducción… y de cómo la comparas con un juego….esto último me ha chocado un poco.

    Pero bueno, siempre será mejor pensar que a muchos, un simple juego les engancha, jeje

    Besos apretaos.

    Responder

    • Esa es la verdadera vocación de casi todo el mundo, el juego. Lo que ocurre es que a ciertas edades, nos avergonzamos y lo disfrazamos.
      Besos apretaos.

      Responder

  2. Qué tipo más remilgado. Desde luego a mí no me desconfiguraría con su programa informático. Aunque tampoco hablando de fútbol y haciéndose el macho ibérico…

    Responder

    • Si es que no estáis conformes con nada. Así dice el pobre hombre que la mujer es compleja. Y yo digo que compleja no, rara de cojones. 😀
      Un saludo.

      Responder

  3. El juego…ahí le has dao, eso es lo que más atrae, a hombres y a mujeres también, siempre que los dos sepan que están jugando, que a veces alguna se confunde y viene el problema. Me encanta la ironía “caer en mis redes” si lo digo yo es de mujer liberada y guay, lo dice un hombre y es vulgar y machista.
    Besitos, seductor

    Responder

    • He querido en estas dos últimas entradas jugar un poco a la contra. La mujer, en este caso era la directa, la agresiva incluso, mientras que le hombre era el sutil, el seductor. Lo cierto es que en esto del sexo, cada uno actúa como quiere y le dejan, los resultados son los que marcan el éxito o no de la estrategia.
      Un beso de tu rendido admirador, que recibe esos besos dirigidos al seductor, Juan.

      Responder

      • Con mujeres tan objetivas como Inma y hombres tan respetuosos como tú, podría firmarse la pipa de la paz en la guerra de sexos.
        Beso y abrazo respectivamente.

        Responder

        • Si se acaba la guerra de sexos, se acaba el arte. O al menos lo arrebatamos de las manos de los ludópatas y la dejamos en manos de los teócratas fundamentalistas.
          Hay que mantener viva la llama de la contienda.
          Un abrazo.

          Responder

  4. A mí no me dejaban jugar con ellas casi nunca 😦

    Iba a poner, en venganza, que son todas unas guarras, pero el otro día lei que si de verdad fueran todas unas guarras con lo salidos que somos todos a nada que nos organizaríamos follaríamos todos y ni mucho menos.

    Abrazos crack.

    Responder

    • Yo creo que lo tuyo es la táctica de la pena. Con tanto decir que no follas, seguro que te aparecen voluntarias por doquier.
      Un abrazo, crack.

      Responder

  5. A mí lo que no me cuadra es que este tío parezca informática y sea un rompecorazones. De siempre es sabido que los informáticos ligan poco…jajaja. A ver si con lo de jugar se refería a la “play”…

    Un “mega”beso. 😛

    Responder

  6. Espinoso asunto en el que no todo es lo que parece. Es verdad que hasta que no empiezas el juego no sabes si te vas a divertir.

    Responder

  7. A ver todo gamer sabe que, en los juegos de arcade la habilidad es primordial para pasar el nivel y que la habilidad se adquiere con PERSEVERANCIA. ¿”Me se entiende”?
    Ahhh Gloria Lasso, hacía años que no la escuchaba. 😛
    Besazo

    Responder

    • “Te se” entiende perfectamente. Pero claro, con perseverancia es más fácil y no siempre tienes vidas suficientes. Lo emocionante es el golpe de inspiración. :mrgreen:
      Un besazo.

      Responder

  8. Y que lo digas… sin embargo conozco a alguien, hombre por supuesto, que nos tiene un odio terrible, un misógino en toda regla, y su mujer le apoya… En fin, es lo que hay
    ana

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: