Archive for the ‘Sin categoría’ Category

Feliz cumpleaños


Don Mendo no se hereda (lo siento)

Al hombre le diré
que con mayúsculas lo fue.
Al amigo que no está
que nos quedó mucho de que hablar.
Al “pepito grillo” que se ha ido
que no fue tiempo perdido.
Al cómplice ausente
que contigo era más fuerte.
Al eterno caballero
que su Dulcinea aún dice:Te quiero.
Al padre/abuelo-compañero-protector-cariñoso-honesto-el mejor maestro y sobre todo querido:
El gusto es nuestro Sr. Merino!!!

Para Yaret


A su loco bajito preferido en su cumpleaños

Los números de 2014


Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un informe sobre el año 2014 de este blog.

Aquí hay un extracto:

La sala de conciertos de la Ópera de Sydney contiene 2.700 personas. Este blog ha sido visto cerca de 22.000 veces en 2014. Si fuera un concierto en el Sydney Opera House, se se necesitarían alrededor de 8 presentaciones con entradas agotadas para que todos lo vean.

Haz click para ver el reporte completo.

Más vale que no tengas que elegir. ..


130df8b8-2108-485c-a349-18a9560e6d6e

MIGUEL


Obviamente no inspirada en él, pero válida para unos pocos ¨Migueles¨

Demasiado sueño para un adulto…


Desgraciadamente no soy Miguel, no es ésta la entrada que os gustaría leer, ni a mí escribir.

Para empezar me llamo Yesenia, soy su hija, y esta entrada solo pretende informaros que ya no está con nosotros.

Lo que da título a la entrada es su epitafio, para quien no lo sepa es una frase de Gila y mi padre hace tiempo comentó que sería un buen epitafio, supongo que lo imaginaba en su lápida en un futuro muy muy muy lejano y le hacía gracia, no ha sido así, ha sido demasiado pronto, aún así nos pareció una buena opción, no era justo que la muerte se librara de sus burlas, de forma directa o indirecta, da igual.

Sobre su pérdida.. no hay que entrar en detalles, puedo decir que se fue tranquilo, en familia y cumpliendo su voluntad porque ¡qué menos!

No le dio tiempo de mucho la verdad, sé que si hubiera podido se hubiera despedido de vosotros, o al menos habría dejado la última “Tontá” y además habría vuelto a ganar (desde la objetividad más absoluta) Lo cierto es que no pudo ser, así que he decidido hacerlo yo en su nombre, además le encantará que alguien escriba en su adorado blog. Pensé en escribir esto y cerrarlo en un par de días, porque si no me veo a todas horas pegada al móvil leyendo y releyendo sus entradas, sus comentarios… Pero una vez hecho, la verdad es que no tengo fuerzas para cerrarlo, así que lo dejaré para que puedan seguir leyéndole, que esté donde esté se habrá ido su ego con él y hay que alimentarlo también.

Nada más, al final me he liado, pero tampoco es algo fácil de contar, lo único daros las gracias porque el tiempo que dedicó a su blog y a los vuestros le hizo feliz y eso nos hace felices a nosotros, un abrazo a todos.

 

Yesenia Merino                      Viewty

 

 

 

Variaciones Históricas


Agniezka llega corriendo y con la lengua fuera y a pesar de saber que no va a ser vilipendiada, decidió unirse a la fiesta. tarde, cierto es, pero con dicha y fortuna.

Los Escritos de Agniezka

Pasas mucho tiempo postergando la decisión y la acción, siempre retardando el día de organizar las cosas, que durante más de 90 años la abuela Constanza se encargó de guardar en el ático de la casona familiar.

Así que un sábado, cuando su ausencia ya se ha vuelto costumbre, en ropa de cama y con café en mano, me atrevo a enfrentarme a montones de cajas polvorientas con la historia familiar.

Encontré su colección de bufandas tejidas, antiguas y llenas de detalles. Algunos vestidos que guardó para un momento especial que nunca llegó y debajo de su vestido de novia (no sé como rayos ha logrado mantenerse  a pesar del tiempo) encontré una colección de cartas y un diario. El diario llevaba sus iniciales, mientras que las cartas, poseedoras de una grafía diferente tenían en su esquina superior izquierda otras iniciales: FP.

carta antigua de amor

No tengo complejos de Sherlock Holmes, pero toda…

Ver la entrada original 1.026 palabras más